Hola, Bienvenido a mi blog!

Puedes seguirnos en las redes sociales o suscribirte al feed.

¡Suscríbete al blog!

Recibe en tu correo las últimas noticias del blog. Sólo ingresa tu correo para suscribirte.






Mas Nitrógeno en el abonado utilizando ortigas

Comparte esta historia en:
votar
Primero que nada se lava bien el brazado de ortigas que hayamos buscado en el campo bajo el grifo de agua corriente, a continuación

Foto: Google

se colocan dentro de un recipiente con tapadera y se cubren de agua, el recipiente debe ser de vidrio, con boca ancha, para facilitar la inserción de la ortiga, se tapa el brebaje y se coloca en un lugar fresco y oscuro.Hay que dejarlo allí durante 15 días, luego tenemos que colarlo desechando la masa vegetal (restos de ortiga), se hierve para eliminar hongos, bacterias y demás patógenos, y se coloca en un recipiente limpio, también con tapa, cuando toque regar lo aplicas. Si te sobra se puede guardar en la nevera aunque es aconsejable gastarlo y no almacenarlo mucho tiempo, ya que pierde sus propiedades, es preferible hacerlo para usarlo una sola vez. En la nevera aguanta unos 5 días, en un recipiente de plástico hermético puede permanece unos dos meses y medio.

La forma de diluir es una parte del abono por 9 de agua de riego, ya sea de lluvia o corriente, este fertilizante es muy bueno para activar el follaje.

Las ortigas son unas plantas con unos pelitos que liberan una substancia un tanto ácida que produce escozor, picor e inflamación en la piel, la ortiga se defiende y donde te roce te irritará la piel. Utiliza unos guantes de goma sino quieres estar todo el día arrascándote.

Foto: Google

Hay productos que ya contienen el nitrógeno (N) que la planta necesita pero es una buena solución para tiempos de crisis.

Espero que os sirva, buenos humos :-)